sábado, 13 de febrero de 2010

La ventana indiscreta.


Hacer fotos desde la ventana colma mi parcela voyeurista. Este señor salió del mercado con su pequeña compra en una bolsa de plástico y se detuvo durante dos minutos. Eso fue todo. ¿Olvidó comprar algo? ¿Olvidó dónde vivía? De las fotografías nunca sabemos el final.

13 comentarios:

jsvico dijo...

Me encanta, una composición estupenda.

Ventura Camacho dijo...

Gracias Juan! Por cierto, he visto que has estudiado el tema de audivisuales y tal... a ver si nos tomamos unas cerevzas fotográficas y me das cuatro consejillos, que empiezo en esto de disparar!

Stella Rubio dijo...

nuestra sombra a veces nos supera.... una foto espectacular!!!!

Ventura Camacho dijo...

Stellaaaa gracias.

Elisabeth dijo...

muy bonita si señor, muy interesante, la de cosas que se ven a través de las ventanas.

Álex Chico dijo...

¿Existe realmente este hombre?

Anay dijo...

Qué buena imagen para el título "El caminante y su sombra". Imposible no quedarse un rato mirándola...Preciosa. Gracias!

Ventura Camacho dijo...

Durante 2 minutos existió este hombre y su sombra. Después....dudo de todo lo que vino después---malditas ventanas!

Jorge Ampuero dijo...

La magia de la la fotografía siempre está en la realidad de lo imprevisto.
Interesante blog.

Saludos.

Ventura Camacho dijo...

Jorge, gracias por pasar y por el comentario. Abrazo

soperos dijo...

ventu, fenomenal!

abrazos
pepe

soperos dijo...

otra magnífica historia, sí.

besos,
ò.

Ventura Camacho dijo...

amigo soperos, senkiu!