martes, 25 de noviembre de 2008

doblarte

Doblarte, aunque mal. Desproporcionarte. Calcularte mal, con errores. Sentir que es parte de tu piel lo que doblo. Que ha sido tú cien veces ayer y hoy es la espera de ti, de otro día. Darte forma. reducirte al cuadrado. Este perfume no es el de ayer, reconozco, porque no hay rastro de ayer en la lavadora, ni en el tendedero, ni en el armario donde no dejas que entre por miedo al vacío.

video

3 comentarios:

Jorge B. dijo...

ir doblao, en andalucía, es otra cosa.

Oye, pero eso no quita que me mole lo que has escrito


FDO: un malafollá granaíno

PD: podías haber puesto tu ÚNICA camisa negra

Ventura Camacho dijo...

y en Catalunya ir doblao es lo mismito jejeje creo que es universal.
Amigo, he decidido no comprarme más camisas, hasta que la negra, la única, rompa a llorar, implore clemencia...

por cierto, doblar con una mano es harto complicado mientras sositeines la cámara...

ya se fue la nieve de Lublin?

besos

eli dijo...

nunca fue tu fuerte, hasta en eso eres especial...